Trucos para optimizar tu smartphone (sin usar CCleaner)

Como posiblemente saben, CCleaner, un popularísimo software para optimizar computadoras, smartphones y tablets, fue intervenido por piratas informáticos y una de sus ediciones infectó con un virus casi tres millones de equipos.

Ver más: Esto recomiendan los expertos sobre tapar la cámara de tus dispositivos móviles

Se trató de la versión 5.34 de 32 bits para Windows. CCleaner está hoy en manos de Avast!, una bien conocida firma checa de seguridad.

En la semana, los expertos detectaron que esa versión de CCleaner había lanzado además, y ofuscado por el primer virus, un ataque contra una veintena de corporaciones tecnológicas.

Una vez, hace muchos años, intenté probar el CCleaner en un XP. Pero la cantidad de archivos y entradas del Registro que pretendía eliminar era tan grande (y esa computadora andaba tan bien) que cancelé todo y lo desinstalé. Algo me había quedado claro, sin embargo. Esta clase de programas (conocidos como optimizadores) pretenden automatizar el mantenimiento del equipo. Hoy existen incluso para smartphones.

A propósito, no es anecdótico que hayan usado CCleaner como vía de infección. Estos programas tienen un halo medicamentoso. ¿Y qué mejor lugar que un frasco de remedios para esconder un virus?

Ahora bien, ¿es tan difícil hacer el mantenimiento de una notebook o del celular a mano? Todo lo contrario. Es bastante sencillo (sólo hay que ocuparse). Aquí van los básicos.

Almacenamiento

Está bueno sacar fotos con el teléfono, ¿cierto? Grabar videos. Recibirlos por WhatsApp. Más cientos de mensajes de voz. También está bueno instalar toneladas de apps (más sobre esto enseguida), pero excepto que medie algún fenómeno sobrenatural, al final el equipo va a agotar su capacidad de almacenamiento.

Es inevitable, y es realmente malo. Sin espacio de almacenamiento un dispositivo digital encalla, y puede hacerlo de una manera tan catastrófica que hará falta restaurarlo al estado de fábrica. Es la versión moderna de formatear y reinstalar. No es el fin del mundo, pero se pierden mucho tiempo y energía.

Así que de forma más o menos regular hay que pasar fotos y videos a una computadora (o a la nube) y despejar el dichoso WhatsApp. Como mínimo.

¿Y los famosos archivos basura? Sin entrar en detalles, y salvo situaciones muy excepcionales, son un mito. Los equipos se quedan sin espacio porque lo agotamos con apps y archivos. Puede que haya algo de espacio ocupado por ficheros huérfanos, volcados de memoria y cosas así. Pero si el sistema o las aplicaciones crean archivos, es muy probable que sea por una buena razón. Lo que me lleva al siguiente punto.

Sólo lo necesario

Nos encanta instalar decenas de apps. Pero no sólo ocupan espacio, no sólo es muy probable que además creen archivos temporales, sino que algunas van a poner a correr uno o más servicios en segundo plano, y eso requiere memoria RAM. Consejo que sigue siendo tan útil hoy como hace tres décadas: instalar solamente aquellos programas y apps que realmente necesitemos. No es ninguna mala idea revisar la lista de programas y desinstalar todo lo que no usamos. Los recursos informáticos fueron, son y posiblemente sigan siendo limitados durante bastante tiempo.

Baterías

El exceso de temperatura las daña. Tenerlas cargadas al máximo todo el tiempo las daña, y viceversa. Sí, las baterías son de lo más delicado que hay en nuestros dispositivos. ¿Cómo tratar correctamente un componente tan quisquilloso? Es bastante simple en realidad. Usá el equipo y dejá que se descargue hasta que el sistema operativo te avise. Idealmente, evitá exigirle mucho al dispositivo mientras se está cargando. Y desenchufá el cable cuando haya llegado al 100% o incluso un poco menos.

Las baterías de iones de litio detestan los extremos (mucho frío, mucho calor, sobrecarga, descarga completa) y se conservan más saludables cuanto más se les permite completar sus ciclos de descarga/carga.

No sufren memoria de carga (eso es bueno), pero son perecederas. Sacales el jugo, aunque sin someterlas a los extremos mencionados arriba; eso es lo mejor que podés hacer con estas baterías.

Simple es bello

Algo que los veteranos sabemos desde los inicios de la computación es que cuanto más simple, austero y despojado, mejor. ¿Realmente necesitas instalar todas esas extensiones para el navegador? ¿Fue buena idea aceptar que ese editor de imágenes instalará una barra de búsqueda? ¿No hay un accesorio de Windows que haga eso que te promete una aplicación de la que nunca oíste hablar? Pensalo.

Sin compromiso

Y algo obvio, pero que no nos gusta ver. Un equipo infectado con alguna clase de malware va a contraer más malware, y tarde o temprano va a exhibir problemas de rendimiento. Eso no sólo no puede corregirse con un programa como CCleaner, sino que -queda bastante claro- tampoco pudieron sus creadores evitar que sus servidores de descarga quedarán comprometidos.

 

Por: GDA /La Nación /Argentina

Foto: Archivo Eme de Mujer